-

Casi mil años después de su construcción, la fortificación que protegía la ciudad sigue recibiendo visitantes ansiosos de conocer las crónicas que alberga.

 Los tramos que, a día de hoy, los visitantes podrán disfrutar, son una pequeña parte de lo que tiempo atrás se erigió. Si eres amante de la historia y estás buscando una experiencia diferente, no dudes en visitar la Catedral de Santa María y su muralla medieval, un auténtico viaje al pasado.

  • Cuenta la historia que años antes de la fundación de la villa de Nueva Victoria, en 1181, por el rey Sancho VI, el recinto amurallado ya estaba construido. Desde los primeros años del siglo XII, la vieja aldea de Gasteiz (actual Villasuso) fue protegida por una muralla que, con el paso del tiempo, se fue expandiendo por los diferentes ensanches de la villa. Pero, como todo en la vida, el tiempo ha dejado su huella y la fortificación ha sufrido cambios en su imagen.
  • Desde 1998, un equipo de la Universidad del País Vasco, a través de un estudio cofinanciado por el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz y el departamento de Cultura del Gobierno Vasco, llevó a cabo un proyecto de investigación arqueológica que dejó al descubierto el subsuelo de la Catedral Vieja. En ese momento se encontraron las ruinas de la antigua muralla, las cuales, una vez analizadas, permitieron ser fechadas con anterioridad a la fundación de la villa.

Aunque el recinto original contaba con una longitud aproximada de 1000 metros y 22 torreones, muchos de estos restos se encontraban desaparecidos o abandonados entre traseras de casas. No obstante, tras un largo proceso de recuperación, que fue reconocido con el Premio Europa Nostra en el año 2010, la muralla volvió a ser visualizada. Este premio fue otorgado por el ejemplar planteamiento de puesta en valor, al rescatar años de historia de unas ‘murallas olvidadas’, para el disfrute de la ciudadanía.

Los más curiosos podrán realizar una visita guiada por la muralla medieval de aproximadamente 60 minutos, dividida en tres tramos.

  • Un primer tramo de 136 metros, abierto al público en 2006. También, los visitantes podrán disfrutar de un segundo tramo de 100 metros, que se encuentra unido al ya existente, y ofrece un agradable paseo por un espectacular jardín botánico. En 2011, se abrió un tercer tramo, de 160 metros, que permanecía escondido. Esta parte se encuentra situada en zona trasera de la iglesia de San Miguel y del palacio de Villa Suso.
  • Este monumento también puede ser “visitado” utilizando el uso de nuevas tecnologías como la realidad virtual. La Fundación Catedral de Santa María tiene un conjunto de tres piezas audiovisuales inmersivas 360º que trasladan a los visitantes a la época de construcción de la primera muralla y otros momentos de su historia.
  • En el primer vídeo, el visitante se sitúa en la zona baja del cerro, lo que le permite conocer cómo era la aldea de Gasteiz en el siglo IX.
  • En la segunda pieza, se mantendrá la ubicación, pero el enfoque nos hará conocer el proceso de construcción de la muralla a inicios ya del siglo XII.
  • En el tercer y último video, viajaremos a la Vitoria medieval del siglo XIII; subiremos virtualmente a uno de los torreones de la muralla para disfrutar de una panorámica de excepción.
Escribir un comentario

 El Mundo en Experiencias

Destinos Recomendados

España

Europa

América

Asia

África

Oceanía

Multidestinos

Rutas