Frenar el envejecimiento ha sido siempre una aspiración del ser humano. La respuesta más innovadora a ese reto en la actualidad es el biohacking, una concepción holística que literalmente hackea el avance del tiempo.

 Apoyándose en su concepto de Integrated Wellness, Six Senses Douro Valley es uno de los establecimientos abanderados del biochacking, poniendo a disposición de sus huéspedes una tecnología inteligente y las claves para mejorar con efectos sostenidos en el tiempo su bienestar y calidad de vida.

¿En qué consiste el biohacking?

Este innovador sistema combina técnicas y herramientas de mejoramiento personal, con una alimentación saludable y verdadero descanso. En último término busca optimizar los procesos naturales de recuperación del cuerpo y la mente, y tener así un mejor aspecto y más energía. En definitiva, el biohacking se traduce en un estilo de vida a través del cual tenemos la posibilidad de convertirnos en la mejor versión de nosotros mismos. ¿Y no es eso lo que todos deseamos?

La vocación de Six Senses Douro Valley es hacer de la estancia de los huéspedes una cura de bienestar y una experiencia de reconexión consigo mismos. Para ello ofrecen programas personalizados con elementos como la terapia de compresión, el alivio del dolor, la liberación de la tensión... A largo plazo, el objetivo es introducir cambios profundos y transformadores para la persona.

Asimismo, dentro de su propuesta de retiros, Six Senses Douro Valley incluye el biohacking a través del programa "Boundless Retreat with Ben Greenfrield" (27 de febrero al 3 de marzo de 2023). Esta experiencia inmersiva dirigida por el famoso gurú del wellness y entrenador norteamericano Ben Greenfield pondrá el foco en el óptimo rendimiento físico y mental, trabajando con la longevidad y el crecimiento personal.

Acerca de Six Senses Douro Valley

Valle del Duero de los Seis Sentidos se encuentra frente al río Duero, que atraviesa la región vinícola más antigua del mundo, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. La finca se extiende a lo largo de casi 8 hectáreas con 71 habitaciones, suites y villas. Tres restaurantes destacan por la riqueza de sus productos regionales, con una bodega dedicada a las cosechas locales.

Six Senses Spa cuenta con 10 salas de tratamiento, piscinas cubiertas y al aire libre y un gimnasio. Ofrece terapias locales y especializadas, ofreciendo programas de larga estancia. También cuenta con un pabellón de yoga al aire libre, ideal para uso individual y grupos. El valle bañado por el sol se encuentra en el corazón de la región, invitando a disfrutar de actividades y excursiones a pie, en coche o por agua.

Yoga

Acerca de Six Senses Six

Senses gestiona 20 hoteles y resorts en 17 países y tiene en proyecto el desarrollo de otras 34 propiedades. Six Senses, que forma parte de IHG Hotels & Resorts, actúa como agente de cambio y mantiene un compromiso de liderazgo con la comunidad, la sostenibilidad, la hospitalidad emocional, el bienestar y las experiencias artesanales, con un toque de extravagancia. Ya se trate de un exquisito resort en una isla, un retiro en la montaña o un hotel urbano, la visión sigue siendo la misma: despertar los sentidos de las personas para que sientan el propósito de sus viajes y, en última instancia, vuelvan a conectar consigo mismas, con los demás y con el mundo que les rodea.

Residencias Six Senses ofrece todas las comodidades exclusivas de un complejo turístico sin renunciar a la intimidad y los toques personales de una villa o un apartamento privados. Cada una de ellas es una inversión a largo plazo que se apreciará durante generaciones, con beneficios inmediatos y estatus exclusivo en otros resorts de todo el mundo.

Six Senses Spas guía a los huéspedes en su camino personal hacia el bienestar en todos los resorts, así como en un puñado de spas independientes. El enfoque de alta tecnología y alto tacto va más allá de los tratamientos de belleza ordinarios para ofrecer bienestar holístico, medicina integral y longevidad.